Este blog pretende ser un recurso didáctico para estudiantes universitarios, pero también un punto de encuentro para todas aquellas personas interesadas por la Historia del Arte. El arte es un testimonio excepcional del proceso de la civilización humana, y puede apreciarse no sólo por sus cualidades estéticas sino por su función como documento histórico. Aquí se analiza una cuidada selección de obras de pintura, escultura y otras formas de expresión artística, siguiendo en ciertos aspectos el método iconográfico, que describe los elementos formales, identifica los temas que representan e interpreta su significado en relación a su contexto histórico y sociocultural.

lunes, 30 de mayo de 2016

SUJETOS DE LA HISTORIA

Normalmente, este blog tiene como objetivo el análisis formal e iconográfico de obras de arte de todas las épocas y estilos. Sin embargo, hoy vamos a dedicarle una entrada a una obra de nueva creación, en cuyo diseño y realización me he visto directamente involucrado, con la ayuda de mi amigo y compañero en el Centro Universitario Cardenal Cisneros, Alfredo Palacios. Se trata de una instalación artística basada en la exposición de fotografías y textos relacionados con la Guerra Civil Española, concretamente sobre algunos de los personajes que participaron en la misma.


El origen de esta instalación ha sido un proyecto de Aprendizaje Basado en Problemas desarrollado por mis estudiantes de 3º de Magisterio en Educación Primaria, en la asignatura «Historia de España». Las opciones didácticas sobre la Guerra Civil son enormemente variadas; nosotros nos propusimos abordar la Guerra Civil desde el análisis de las opiniones y las actuaciones desarrolladas por sus protagonistas, tanto los más conocidos como los menos conocidos. La Historia se forja a partir de las decisiones personales tomadas por un determinado número de individuos en un determinado momento. En el contexto histórico de la Guerra Civil, tales decisiones se fundamentaron en una serie de motivaciones ideológicas, estuvieron condicionadas por circunstancias vitales concretas y dieron prioridad a unos valores morales sobre otros, lo cual dio lugar a que se produjeran unos hechos que bien podrían haber sido diferentes. Es lo que Sartre llamaba un “teatro de situaciones” en el que nada está predestinado.
Los protagonistas de la Guerra Civil constituyen sujetos históricos en tanto en cuanto fueron capaces de intervenir, y en ocasiones transformar la realidad, para generar acontecimientos relevantes en su contexto. Desde la perspectiva del materialismo histórico, los sujetos de la historia no son sólo las grandes personalidades sino también los colectivos sociales, las instituciones y el pueblo en su totalidad, quienes, mediante su quehacer cotidiano y su participación en los distintos aspectos de la vida social, hacen la historia. La noción de sujeto histórico se refiere además a aquellas personas y grupos sociales que son determinados por los hechos históricos, en la medida en que el presente es depositario de lo que se hereda del pasado.
El proyecto Sujetos de la Historia ha intentado profundizar en las dimensiones particulares de un conflicto en el que, por encima de bandos e ideologías, se enfrentaron personas de un mismo pueblo y a veces de una misma familia. Personas que tuvieron buenas intenciones, o no, y que acabaron luchando unas con otras porque no lograron ponerse de acuerdo sobre qué era lo correcto. Como resultado de ello, la tragedia global de la guerra fue también una tragedia personal que se manifestó de múltiples formas. Comprender esta realidad compleja debe conducirnos a una reflexión sobre el papel de la Historia como recordatorio de los errores que nunca deberíamos repetir. Porque la paz siempre debería ser posible.
Eso es lo que ha querido plasmarse en esta exposición, que combina fotografías y testimonios de más de un centenar de personas que vivieron la Guerra Civil. Personajes muy conocidos junto con otras personas menos conocidas, familiares de los estudiantes en su mayoría. Todos sujetos históricos, al fin y al cabo, que fueron partícipes de aquella experiencia y hoy nos devuelven la mirada, invitándonos a reflexionar.
En el concepto de la exposición hemos evitado expresamente la clasificación de la documentación por ideologías o cualquier otro criterio de selección. También hemos huido de la tentación de establecer una correspondencia lineal entre las frases y sus autores. Las imágenes y los testimonios se presentan como un gran mosaico de personas y pensamientos que interaccionan entre ellos y que generan, por esa proximidad entre pensada y a la vez azarosa, nuevas lecturas y significados. Las imágenes iluminan las palabras mientras que las palabras resuenan en las imágenes, proporcionando contrastes, interrogantes y abriendo nuevos sentidos.
Finalmente, pensamos que esta instalación puede ser entendida como una metáfora del trabajo del historiador o de cualquier persona que accede a las fuentes originales y se encuentra con la necesidad y la dificultad de generar una narración coherente que posibilite una interpretación de lo sucedido.

VÍDEO DEL MAKING OF EN: